elaleph.com
foros de discusión literaria
 
 FAQFAQ   BuscarBuscar   RegistrarseRegistrarse 
 Entre para ver sus mensajes privadosEntre para ver sus mensajes privados  Chat Chat    LoginLogin 
 Biblioteca de libros digitalesLibros Digitales   Edicin en demandaPublicar un Libro   Foros PrivadosForos Privados   CelularesCelulares 

Tus poemas favoritos


Ir a página Anterior  1, 2, 3 ... 45, 46, 47, 48, 49  Siguiente
 
Publicar nuevo tema   Responder al tema    Foros de discusión -> Temas Varios
Autor Mensaje
Flint
Miembro Principiante
Miembro Principiante


Registrado: 09 Sep 2009
Mensajes: 21

MensajePublicado: Mie Sep 09, 2009 15:57    Asunto: Responder citando

Ya es hora de que se sepa

Pido la palabra previa.
Quiero decir -¡y que de una vez se sepa! -
que yo soy Yo,
que soy el Centro,
y el Árbitro.

Que todos vosotros, todos,
-dándose bien las cosas-
sois mis coterráneos:
parientes, vecinos, acreedores míos,
prójimos míos propiamente dicho;
que todos los demás, todos,
buenos y malos
-amarillos y negros, antípodas, gitanos-
son, todo lo más,
y ya es mucho,
mis contemporáneos.

Sabed que:
cuando os veo, de hecho
os suscito, os resucito;
y al pensaros
os doy una esperanza.

Pero si os he perdido de vista,
mientras os olvido u os ignoro,
dormís el sueño de los justos,
como suele decirse.
No pasáis de potencias
en la acepci6n más triste del vocablo.

Ya lo sé. Muchos esperáis
con impaciencia
el día de cantarme el responso.
No os embaléis, por favor.
En el mejor de los casos,
cuando yo muera,
todos, todos,
buenos o malos,
no seréis más que mis sobrevivientes.

Pere Quart
(De "Vacaciones pagadas"
Versión de José Batlló)
Volver arriba
remingtonportable
Miembro Semi-Senior
Miembro Semi-Senior


Registrado: 24 Feb 2008
Mensajes: 165
Ubicación: Mi singularidad

MensajePublicado: Vie Sep 11, 2009 21:10    Asunto: Responder citando

Es muy difícil elegir uno y solo uno, pero según el momento presente interior, elijo este:


ARTE POÉTICA


A Charles Morice

Busca la música ante todo
y el verso impar que en la luz se hace
más vago y soluble, de modo
que nada pese, pose o pase.

Atento al tinte y al matiz,
busca las palabras con tacto.
Lo mejor es la canción gris
que une lo Indeciso a lo Exacto;

son los ojos tras de los velos,
la luz que en la tarde se esfuma
o, a través de otoñales cielos,
la estrella dispersa en la bruma.

Sea el matiz siempre tu pauta;
nunca el color, siempre el diseño.
Sólo el matiz une la flauta
al cuerno y el sueño al ensueño.

Huye de la broma asesina,
la risa, el espíritu impuro
y el ajo de baja cocina
que hace llorar al Azul puro.

¡Tuércele el cuello a la elocuencia!
¡Ama lo enérgico y lo breve
y usa la Rima con prudencia
o quién sabe a dónde te lleve!

¡Ah!, ¡los engaños de la Rima!
¿La inventó un sordo, un loco, un necio?
Suena a hueco bajo la lima
esta joya falsa y sin precio.

Siempre la música buscando,
haz que tus versos, voladores,
salgan desde tu alma anhelando
otros cielos y otros amores.

Que, disperso en el viento alado,
va tu verso a la aventura
entre el tomillo perfumado…
Y lo demás es literatura.


Paul Verlaine
(Francia, 1844-1896)
Volver arriba
roberto jose
Miembro Senior
Miembro Senior


Registrado: 26 Ago 2009
Mensajes: 1532
Ubicación: en el ombligo de la luna

MensajePublicado: Dom Sep 13, 2009 01:25    Asunto: Responder citando

Llamo Al Toro De España



Alza, toro de España: levántate, despierta.
Despiértate del todo, toro de negra espuma,
que respiras la luz y rezumas la sombra,
y concentras los mares bajo tu piel cerrada.

Despiértate.

Despiértate del todo, que te veo dormido,
un pedazo del pecho y otro de la cabeza:
que aún no te has despertado como despierta un toro
cuando se le acomete con traiciones lobunas.

Levántate.

Resopla tu poder, despliega tu esqueleto,
enarbola tu frente con las rotundas hachas,
con las dos herramientas de asustar a los astros,
de amenazar al cielo con astas de tragedia.

Esgrímete.

Toro en la primavera más toro que otras veces,
en España más toro, toro, que en otras partes.
Más cálido que nunca, más volcánico, toro,
que irradias, que iluminas al fuego, yérguete.

Desencadénate.

Desencadena el raudo corazón que te orienta
por las plazas de España, sobre su astral arena.
A desollarte vivo vienen lobos y águilas
que han envidiado siempre tu hermosura de pueblo.

Yérguete.

No te van a castrar: no dejarás que llegue
hasta tus atributos de varón abundante
esa mano felina que pretende arrancártelos
de cuajo, impunemente: pataléalos, toro.

Víbrate.

No te van a absorber la sangre de riqueza,
no te arrebatarán los ojos minerales.
La piel donde recoge resplandor el lucero
no arrancarán del toro de torrencial mercurio.

Revuélvete.

Es como si quisieran arrancar la piel al sol,
al torrente la espuma con uña y picotazo.
No te van a castrar, poder tan masculino
que fecundas la piedra; no te van a castrar.

Truénate.

No retrocede el toro: no da un paso hacia atrás
si no es para escarbar sangre y furia en la arena,
unir todas sus fuerzas, y desde las pezuñas
abalanzarse luego con decisión de rayo.

Abalánzate.

Gran toro que en el bronce y en la piedra has mamado,
y en el granito fiero paciste la fiereza:
revuélvete en el alma de todos los que han visto
la luz primera en esta península ultrajada.

Revuélvete.

Partido en dos pedazos, este toro de siglos,
este toro que dentro de nosotros habita:
partido en dos mitades, con una mataría
y con la otra mitad moriría luchando.

Atorbellínate.

De la airada cabeza que fortalece el mundo,
del cuello como un bloque de titanes en marcha,
brotará la victoria como un ancho bramido
que hará sangrar al mármol y sonar a la arena.

Sálvate.

Despierta, toro: esgrime, desencadena, víbrate.
Levanta, toro: truena, toro, abalánzate.
Atorbellínate, toro: revuélvete.
Sálvate, denso toro de emoción y de España.

Sálvate.



Miguel Hernández.
Volver arriba
Flint
Miembro Principiante
Miembro Principiante


Registrado: 09 Sep 2009
Mensajes: 21

MensajePublicado: Mar Sep 15, 2009 18:29    Asunto: Responder citando

No basta abrir la ventana
para ver los campos y el río.
No es suficiente no ser ciego
para ver los árboles y las flores.
También es necesario no tener ninguna filosofía:
con filosofía no hay árboles: sólo hay ideas.
Hay sólo cada uno de nosotros, como un sótano.
Hay sólo una ventana cerrada, y todo el mundo afuera:
y un sueño de lo que se podría ver si la ventana se abriese,
que nunca es lo que se ve cuando se abre la ventana.

Alberto Caeiro
Volver arriba
Agustina Pedemonte
Miembro Principiante
Miembro Principiante


Registrado: 11 Jun 2009
Mensajes: 37

MensajePublicado: Jue Sep 24, 2009 13:17    Asunto: Responder citando

Elegías Duinesas
Rainer María Rilke
La quinta elegía:
Dedicada a Frau Hertha Koening

¿Pero quiénes son ellos, dime, los ambulantes, los que
son un poco más fugaces aún que nosotros mismos,
los urgentemente retorcidos, desde pequeños, por qué
-¿por amor de quién?- voluntad nunca satisfecha?
Pero ella los retuerce, los dobla, los entrelaza, los
hace girar, los arroja y los vuelve a atrapar;
como provenientes de un aire aceitado y más terso,
bajan a la alfombra desgastada, luida por su salto
perpetuo, a esta alfombra perdida en el universo.
Colocada como un parche, como si ahí el cielo
de los suburbios hubiese herido la tierra.
Y apenas ahí,
derecha, presente y revelada: la gran inicial
del Estar-Ahí pues incluso a los hombres
más fuertes los aplasta nuevamente, por broma, la mano
crispada siempre próxima, como a un plato de estaño
Augusto el Fuerte en la mesa.
Ay, y alrededor de este
centro, la rosa del espectáculo:
florece y se deshoja. Alrededor de este pisón,
este pistilo, reencontrado por su propio polvo florido,
para volver a fecundar el fruto aparente del tedio,
su tedio nunca consciente -reluciendo con la más
delgada superficie de ligera, aparente sonrisa.
Ahí, el marchito, arrugado levantador de pesos,
el viejo, el que ya nada más toca el tambor,
contraído dentro de su piel poderosa, como si antes
hubiera contenido dos hombres, y ya uno
yaciera ahora en el panteón, y él sobreviviera al otro,
sordo y a veces un poco
confundido en la piel viuda.
Pero el joven, el hombre, como si fuera el hijo
de un pescuezo y de una monja: tirante, relleno, tenso
de músculos y de simpleza.
Oh, ustedes,
a los que en otro tiempo, una pena, que era pequeña
todavía, los recibió, como juguete, en una
de sus largas convalecencias...
Tú, que caes con el golpe
que sólo las frutas conocen, verde todavía,
diariamente cientos de veces del árbol del movimiento
construido en común que, más rápido que el agua,
en escasos minutos tiene primavera, verano y otoño,
cae y golpea sobre la tumba;
algunas veces, a media pausa, quiere asomar en ti
un amable rostro para tu madre, rara vez tierna,
pero se pierde sobre tu cuerpo, que lo consume
en su superficie, el tímido gesto apenas intentado...
Y nuevamente el hombre da una palmada anunciando
el salto a tierra, y antes de que, en las cercanías
del corazón siempre encarrerado, se distinga en ti
claramente un dolor, le llega el ardor
de las plantas de los pies a él, su salto originario:
primero en ti, en los ojos, con un par de lágrimas
fugitivas, físicas. Y sin embargo, a ciegas,
la sonrisa...
¡Angel! Oh, tómala, arráncala, la hierba curativa,
florida y pequeña. Haz una vasija, ¡guárdala! Colócala
entre esos goces que todavía no están abiertos
para nosotros; en una urna hermosa alábala
con una inscripción elocuente y florida:
"Subrisio Saltat"
Entonces tú, preciosa,
tú, de los goces más excitantes
muda omisión. Quizás son
tus rizos dichosos para ti;
o sobre los jóvenes
pechos tensos, la seda verde, metálica,
se sienta interminablemente mimada y no le falta nada.
Tú,
colocada una y otra vez de modo diferente, sobre
todos los oscilantes platillos de la balanza,
fruta de la serenidad, llevada al mercado,
públicamente, entre los hombros.
¿Dónde, oh dónde está el lugar -lo llevo
en el corazón- donde ellos, ni de lejos, podían
desprenderse unos de otros, como encabalgándose,
no exactamente como animales apareados; donde los pesos
de la balanza todavía tienen gravidez, donde todavía,
de sus varas inútilmente oscilantes, los platillos
se tambalean...
Y de pronto, en este penoso ningún lado, de pronto,
el inefable sitio donde el puro demasiado-poco
incomprensiblemente se transforma, trocándose
en ese vacío demasiado-mucho.
Donde la cifra de muchos números
se queda sin ninguno.
Plazas, oh plaza en París, teatro interminable,
donde la modista, Madame Lamort,
enlaza, teje los incansables caminos del mundo, cintas
infinitas, y encuentra nuevas formas de enlazarlas:
volantes, flores, escarapelas, frutas artificiales,
todas falsamente coloreadas, para los baratos
sombreros de invierno del destino.
********************************************
Angel: si hubiera una plaza que no conociéramos, y ahí,
sobre una alfombra inefable, los amantes mostraran
aquéllas, las que aquí nunca lograron hacer posibles:
las audaces, altas figuras de los impulsos del corazón:
sus torres de placer, levantadas desde hace mucho,
donde nunca hubo suelo, solamente escalones
que se apoyan uno en otro, temblorosos -si pudieran
hacerlo, ante los espectadores en corro, entonces,
¿los innumerables muertos silenciosos, arrojarían
sus últimas, siempre ahorradas, siempre secretas,
desconocidas para nosotros, eternas monedas vigentes
de la felicidad, ante la pareja, por fin verdaderamente
sonriente, sobre la apaciguada
alfombra?
Volver arriba
Lilienmeer
Miembro Principiante
Miembro Principiante


Registrado: 11 May 2011
Mensajes: 29
Ubicación: Buenos Aires

MensajePublicado: Jue May 12, 2011 00:09    Asunto: Responder citando

Bueno, supongo que ninguno de nosotros, los que leemos poesía, podríamos elegir tan sólo un poema como favorito. Me pongo a pensar en esto, y posiblemente podría llenar unas cuántas páginas yo sola, y siempre olvidaría alguno. Y sería injusto. Y no me lo concedo.
En este momento, porque sí, me acuerdo de Jorge Riechmann y entonces comparto:


Hay muchos trenes falsos.
Es fácil confundirlo con los trenes auténticos.
Casi todos
los llaman también trenes:
los revisores
los ferroviarios
los carteristas
los viajeros casi sin excepción
y hasta yo mismo
cuando no quiero dar muchas explicaciones.
Trenes sólo son los que parten de noche.
Trenes sólo son los que llevan a tí.


EDITO
¡Ay, lo siento tantísimo! Es que no me contengo, soy un desastre.
Vi la firma de Exidor e inmediatamente se me vino a la mente esto:

Daría lo mismo
que no hubiera nada en el refrigerador,
las cuatro o cinco cosas que lo ocupan
son incompatibles.
Mostaza, leche pasada,
Tupper-Ware vacío, película 135 mm.
Si su madre supiera
lo mal que se alimenta
sería lo de menos,
peor si supiera lo demás.

El sabor a gripe
que baja por la garganta
anuncia otra semana
de té, drogas legales y televisón.
Días en que, si no fuera
una frase tan cursi,
diría "no sé dónde
ni cuándo empezó la tristeza".


Luis Chaves

Y claro, que es de mis favoritos.
Volver arriba
Exidor
Miembro Decano
Miembro Decano


Registrado: 26 Nov 1999
Mensajes: 14906

MensajePublicado: Jue May 12, 2011 09:45    Asunto: Responder citando

Lilienmeer, este "viejo" forito es uno de mis foros favoritos porque gracias a él conocí muchos poetas que desconocía y poemas maravillosos. De eso se trata creo. Aprovecho a dejar algo.


EL AVE FÉNIX

Soy el último en tu camino
la última primavera y última nieve
la última lucha para no morir.

Y henos aquí más abajo y más arriba que nunca.

De todo hay en nuestra hoguera
piñas de pino y sarmientos
y flores más fuertes que el agua...

Hay barro y rocío...

La llama bajo nuestro pie la llama nos corona.
A nuestros pies insectos pájaros hombres
van a escaparse

Los que vuelan van a posarse.

El cielo está claro, la tierra en sombra
pero el humo sube al cielo
el cielo ha perdido su fuego.

La llama quedó en la tierra.

La llama es el nimbo del corazón
y todas las ramas de la sangre
Canta nuestro mismo aire..

Disipa la niebla de nuestro invierno
hórrida y nocturna se encendió la pena,
floreció la ceniza en gozo y hermosura
volvemos la espalda al ocaso.

Todo es color de aurora.

Paul Eluard

Versión de Andrés Holguín.
Volver arriba
Lilienmeer
Miembro Principiante
Miembro Principiante


Registrado: 11 May 2011
Mensajes: 29
Ubicación: Buenos Aires

MensajePublicado: Jue May 12, 2011 18:26    Asunto: Responder citando

Sí, confieso que durante unos cuantos años, formé parte de los visitantes no registrados, hasta que finalmente ayer decidí dar la cara.

Corresponde.
Volver arriba
Lilienmeer
Miembro Principiante
Miembro Principiante


Registrado: 11 May 2011
Mensajes: 29
Ubicación: Buenos Aires

MensajePublicado: Jue May 12, 2011 21:20    Asunto: Responder citando

Ahí estaban las rosas, en la lluvia.
No las cortes, le supliqué.
Mucho no durarán, dijo ella.
Pero están tan hermosas
donde están.
Bah, todos fuimos hermosos alguna vez, dijo
y las cortó y me las puso
en la mano.

Williams Carlos Williams


Buenas noches, hermosa
que sueñes con demonios
con cucarachas blancas

y que veas las cuencas
de la muerte mirándote
con mis ojos en llamas

y que no sea un sueño

Oscar Hahn


No hay canciones a medida, guerrillera.
Si esta no te gusta,
no hay problema: quedará
para alguna otra
que sí dirá que esta es su canción.
Y eso, guerrillera, no tiene por qué
molestarte. Me gustaría decirte que
se debe a que soy
un poeta universal, pero
ni un idiota se lo creería.

Se trata simplemente
de que todas encajan
en cualquier canción.

Néstor Barron
Volver arriba
Lilienmeer
Miembro Principiante
Miembro Principiante


Registrado: 11 May 2011
Mensajes: 29
Ubicación: Buenos Aires

MensajePublicado: Dom May 29, 2011 14:35    Asunto: Responder citando

Pon tu frente sobre mi frente y tu mano
sobre mi mano.
Y hazme los juramentos que romperás
mañana.
Y lloremos hasta que amanezca,
mi pequeña fogosa.

Paul Verlaine
Volver arriba
Foros
Publicidad


La más amplia variedad de vídeos y DVDs se encuentra en nuestra tienda.
Ingrese a la sección de Vídeo y DVD.
Mostrar mensajes de anteriores:   
Publicar nuevo tema   Responder al tema    Foros de discusión -> Temas Varios Todas las horas son GMT - 3 Horas
Ir a página Anterior  1, 2, 3 ... 45, 46, 47, 48, 49  Siguiente
Página 46 de 49