elaleph.com
foros de discusión literaria
 
 FAQFAQ   BuscarBuscar   RegistrarseRegistrarse 
 Entre para ver sus mensajes privadosEntre para ver sus mensajes privados  Chat Chat    LoginLogin 
 Biblioteca de libros digitalesLibros Digitales   Edicin en demandaPublicar un Libro   Foros PrivadosForos Privados   CelularesCelulares 

Raul Baron Biza y Las joyas de Myriam Stefford



 
Publicar nuevo tema   Responder al tema    Foros de discusión -> Autores
Autor Mensaje
gabriel waisberg
Miembro Principiante
Miembro Principiante


Registrado: 06 Ago 2005
Mensajes: 34

MensajePublicado: Sab Sep 23, 2006 02:46    Asunto: Raul Baron Biza y Las joyas de Myriam Stefford Responder citando

Las joyas de Myriam Stefford sepultadas debajo del monumento…….¿Mito o realidad?

Después de accidente, desolado, Raúl Barón Biza quiso honrar la muerte de su amada esposa.
El estanciero mando a construir en los mismos campos que servían de pista de aterrizaje del “Chingolo I” un monumento de granito con el motor del “Chingolo II” inscrustado en su parte superior.
Pero juzgó que eso no era suficiente.

Cuatros años después del accidente, encargó al Ingeniero Fausto Newton construir un mausoleo extraño y audaz por su envergadura.
En ese entonces se estaba levantando el Obelisco y el millonario decidió que el suyo sería más imponente y fastuoso.
Lo más novelesco e inquietante no quedó a la vista del público, sino resguardado en las entrañas mismas del coloso.

La construcción tiene quince metros de cimientos; primero se hicieron seis; y allí fue empotrado el cofre con las joyas de la aviadora dentro de las cuales estaría su famoso diamante de cuarenta y cinco quilates que vaya a saber quien denominó “La Cruz de Sur” ; luego se levantó el resto, de modo que el tesoro fuera inexpugnable.

Barón Biza colocó las joyas-valuadas en un millón y medio de pesos cuando el Dólar costaba veinte centavos-en un tubo de vidrio y las envolvió en un pergamino con un breve texto en cursiva:
“Había llegado a estas tierras de la milenaria y montañosa Suiza; era esencialmente femenina y presentaba la dualidad nerviosa de su época. Sus veintidós años le hicieron prometer que cumpliría un largo raid y lo cumplió hasta donde pudo, es decir, hasta la muerte”.
El ritual termino con un enorme candado, cerrando el cofre a la vista de todos.

Lamentablemente, ya no quedan personas vivas que hayan sido testigos de este fúnebre y doloroso episodio, pero eso es lo que dice la historia o algunos textos diferentes que llegan a mí sin saber su exacta procedencia y de los cuales transcribo algunas partes.

Por causa de esta leyenda, es que el mausoleo ha sido victima de cientos de violaciones por parte de los inescrupulosos saqueadores de tesoros.

Hace unos años atrás, cuando aún no estaba cerrado a los visitantes, hubo personas que acudieron al lugar con sofisticados detectores de metales, montones de idiotas que pensaban que rompiendo un poco el piso y las paredes se iban a hacer del tan preciado botín.
Barón Biza tomo buenos recaudos para que eso no llegara a suceder.

Lo cierto es que para saber si debajo de ese imponente monumento hay algún tesoro, van a tener que derribarlo, excavar nueve metros de hormigón y cortar varias toneladas de hierro.

El resto lo dejo librado a su imaginación.

Gabriel Waisberg

waisberggabriel@hotmail.com


Ultima edición por gabriel waisberg el Mie Feb 23, 2011 05:59, editado 1 vez
Volver arriba
marthab
Miembro Principiante
Miembro Principiante


Registrado: 01 Dic 2006
Mensajes: 1

MensajePublicado: Vie Dic 01, 2006 23:51    Asunto: Myriam Stefford Responder citando

Hola, soy Martha y es muy interesante el comentario sobre las joyas de la aviadora.
Hace tiempo que estoy interesada en la historia de Myriam Stefford. De hecho , estuve en tres oportunidades frente a su monumento, y en una de ellas frente a su tumba.
Quisiera saber donde puedo conseguir imagenes o fotos suyas, ya que todo lo que obtuve mediante internet se relacionan con la historia de amor de Stefford y Baron Biza
Muchas gracias
Volver arriba
Exidor
Miembro Decano
Miembro Decano


Registrado: 26 Nov 1999
Mensajes: 14747

MensajePublicado: Sab Dic 02, 2006 19:18    Asunto: Responder citando

Hola Gabriel. Te comento que salió a la venta EL DESIERTO Y SU SEMILLA. Supongo que ya lo tendrás, pero por las dudas...
Volver arriba
Exidor
Miembro Decano
Miembro Decano


Registrado: 26 Nov 1999
Mensajes: 14747

MensajePublicado: Sab Mar 24, 2007 12:33    Asunto: Responder citando

Ahora salió una biografía de Christian Ferrer: "Barón Biza. El secreto mejor guardado d ela historia argentina", de editorial Sudamericana.

Aunque seguro ya te habrás enterado... Wink
Volver arriba
Exidor
Miembro Decano
Miembro Decano


Registrado: 26 Nov 1999
Mensajes: 14747

MensajePublicado: Lun Feb 11, 2008 10:32    Asunto: Responder citando

NUEVO LIBRO DE CANDELARIA DE LA SOTA

El misterio del autor maldito

Millonario, excéntrico, comprometido y agitador nato, el escritor cordobés Raúl Barón Biza pasó del esplendor al suicidio. Su esposa y dos de sus tres hijos siguieron su ejemplo. En "El escritor maldito", Candelaria de la Sota emprende una investigación periodística sobre un personaje que en palabras de su único descendiente vivo, fue tan sólo "un degenerado que después de tanto buscar, no encontró nada"


¿Por qué el título del libro afirma que Raúl Barón Biza fue "un escritor maldito"?
El título en sí mismo es una provocación, porque Raúl Barón Biza no forma parte de los "escritores malditos". No poseía ninguna condición literaria que lo acercara a Arthur Rimbaud, Charles Baudelaire o Antonin Artaud. Sin embargo, era un escritor que transitaba por los márgenes de lo institucionalizado y que buscaba romper las estructuras del pensamiento moral y políticamente aceptado. El título busca conjugar la actitud contestataria de Raúl Barón Biza con la supuesta maldición que pesa sobre él y su leyenda.

¿En qué medida la historia de Raúl Barón Biza se cruza con la historia argentina del siglo XX?
La vida de Raúl Barón Biza transcurre en años convulsionados de la historia argentina. Tuvo una militancia política (en el radicalismo en los años 30) y luego se casó con Clotilde Sabattini, hija de Amadeo Sabattini –que fue gobernador de Córdoba—. La política y el debate de ideas era una constante en la vida de Barón Biza. Durante el gobierno de Juan Perón, se exilió junto a su mujer e hijos. Raúl Barón Biza era un gran provocador: se atrevió a describir con lujo de detalles escenas eróticas en la década del '30, incluyendo allí relaciones lésbicas. Sus libros tenían un alto contenido erótico que se entremezclaba con un trasfondo ideológico de denuncia social. Lo curioso era que el propio Barón Biza pertenecía a esa clase social a la que defenestraba. Solía realizar grandes actos de provocación: como cuando organizó una fiesta en su casa de la Avenida Alvear y pidió a sus invitados que fueran vestidos como pobres, que llevaran ropas sucias y viejas. Y mezcló a la aristocracia porteña con los verdaderos pobres, con prostitutas y trabajadores del puerto. En otra ocasión, le envió al Papa una copia de su libro más polémico, El derecho de matar. Y logró que lo excomulgaran.


¿Cuánto tiempo te llevó la investigación?
La investigación ordenada y sistematizada me llevó alrededor de dos años. Fue una tarea ardua, donde constantemente surgían obstáculos: desde la dificultad para conseguir los textos hasta la reticencia de ciertas personas a hablar de Barón Biza... Fue un proceso arduo, intenso pero fascinante.

¿Qué te "enseñó" a vos Barón Biza como personaje"?
Raúl Barón Biza era un hombre ante el cual no se podía permanecer indiferente: se lo amaba o se lo odiaba, despertaba grandes pasiones. En todo ponía esa cuota de exceso que lo caracterizaba. Eso lo convierte en una figura muy atractiva, cuya vida y obra merece ser contada. Raúl Barón Biza era un hombre ante el cual no se podía permanecer indiferente: se lo amaba o se lo odiaba, despertaba grandes pasiones. En todo ponía esa cuota de exceso que lo caracterizaba. Eso lo convierte en una figura muy atractiva, cuya vida y obra merece ser contada. Barón Biza nos obliga a reflexionar sobre la posibilidad de vivir la vida apasionadamente, en ocasiones sin medir las consecuencias. Su obra y su estilo de vida nos interrogan de manera constante sobre quiénes somos, cuáles son nuestros deseos y hasta dónde estamos dispuestos a llegar para realizarlos. Creo que hay una frase de su hijo Jorge que lo define a la perfección: "Mi padre era un ingenuo, creía en la indignación, la violencia y el margen. Recorrio todo el camino de la degeneración y al final no encontró nada".

http://www.ciudad.com.ar/nota.aspx?id=01530532
Volver arriba
NIVARDA
Miembro Junior
Miembro Junior


Registrado: 03 Feb 2008
Mensajes: 82
Ubicación: Venezuela, MARACAY, EDO. ARAGUA

MensajePublicado: Mar Feb 12, 2008 19:27    Asunto: Responder citando

Alta Gracia: quieren recuperar y explotar turísticamente el monumento a Myriam Stefford



La Agencia Córdoba Turismo, en conjunto con la Municipalidad de Alta Gracia, esperan la autorización definitiva de la empresa Caminos de las Sierras para llevar adelante un proyecto de recuperación de la torre Myriam Stefford, emplazada sobre Ruta Provincial 5, en el camino que une la capital cordobesa con los valles de Calamuchita y Paravachasca.

El proyecto, elaborado con la participación de las comunas de Los Cedros, Anisacate y Santa Ana, que hace poco más de un año firmaron una carta- intención para realizar gestiones sobre la restauración de ese espacio, busca explotar turísticamente el monumento y su pasional historia.

“La idea es recuperar la Torre Myriam Stefford para incluirla en el repertorio turístico de ambas regiones y, de esta manera, abrir el acceso a aquellos que deseen visitarla y conocer su historia. Sin embargo Caminos de las Sierras tiene la última palabra ya que son ellos los administradores de ese terreno”, explicó Mario Bonfigli, intendente de Alta Gracia y uno de los impulsores de la propuesta en conjunto con la Agencia Córdoba Turismo.

Según trascendió, la dependencia provincial se reunirá con representantes de las distintas jurisdicciones el próximo 25 de febrero para avanzar con este proyecto.

“Muchas veces se intentó concretar distintos planes para rescatar el monumento. Lamentablemente nunca tuvieron mayor trascendencia y hoy por hoy, la zona está completamente descuidada, con graffiti en las paredes ´del ala´ y el pasto crecido”, agregó Bonfigli.

Frente al monumento de 82 metros de altura (cinco más que el obelisco de Buenos Aires), se emplazará la primer oficina turística, que nucleará información sobre los dos valles cordobeses a los que precede.

«Una de las propuestas es construir un Centro de Interpretación Geográfico- Turístico, donde estarán concentradas todas las propuestas y ofertas de los valles de Calamuchita y Paravachasca, algo inédito en la región. De esta manera, ese punto se convertirá en la puerta de entrada hacia ambas zonas de Córdoba, donde se les dará la bienvenida a los turistas», agregó Bonfigli.

En la oficina, los turistas podrán acceder a información sobre el clima de la región, la fauna y flora y la historia de ambas regiones, así como los acontecimientos que llevaron a Raúl Barón Biza, esposo de Myriam Stefford, a construir el gigantesco homenaje a su fallecida esposa, actriz y piloto.

«El atractivo de semejante obra es justamente su historia. Muy pocos saben por ejemplo que es el segundo monumento al amor del mundo, después del Taj Mahal, o que es más alto incluso que el Obelisco de Buenos Aires», afirmó el intendente de Alta Gracia.

Una torre hacia las estrellas

Según explicaron desde la Municipalidad de Alta Gracia, el atractivo del monumento no radica únicamente en su historia propiamente dicha, sino que es el «entorno místico que se tejió en torno a ella lo que más llama la atención de los turistas.

«La leyenda cuenta que luego del fallecimiento de Myriam Stefford, el viudo Biza decidió construir una torre- homenaje no sólo para recordar a su esposa, sino para resguardar los mayores tesoros de la piloto. Dicen que debajo de la base de concreto, ´el ala de Myriam´ esconde las joyas de la difunta, un tesoro de valor incalculable», sentenció Bonfligli.

«Si bien todavía no se sabe si el proyecto llegará a buen puerto el próximo 25, la iniciativa de las comunas de Los Cerrillos, Santa Ana y Anisacate, en conjunto con la Agencia Córdoba Turismo, es un acuerdo de cooperación muy importante en las negociaciones para recuperar el histórico monumento», concluyó el intendente.
Se dedicaba a la actuación en el teatro en Viena (Austria) y también fue actriz en varias películas para el cine alemán bajo el sello de UFA, para lo cual utilizaba ya su nombre artístico: Myriam Stefford. En el año 1928, a los 23 años conoció en Venecia al escritor y millonario argentino Raúl Barón Biza y luego se casaron, en la Catedral de San Marcos, el 28 de agosto de 1930, ella abandona su carrera de actriz para radicarse en Argentina. Por pedido de su esposo la mujer encaró una nueva pasión que los unía a ambos aún más: la aviación. Raúl Barón Biza tenía un espíritu aventurero el cual su esposa compartía plenamente, primero uniendo Buenos Aires con Río de Janeiro (ciudad)|Río de Janeiro y luego un raid por 14 capitales argentinas. Salieron de Buenos Aires en el avión Chingolo I y tras dos aterrizajes de emergencia en Santiago del Estero y Jujuy, ella siguió junto con otro copiloto, Luis Fuchs, a San Juan con otro biplaza, el Chingolo II. En la localidad de Marayes tuvieron un nuevo accidente pero esta vez a Myriam le costaría la vida. Para recordarla siempre Raúl Barón Biza le encargó al ingeniero Fausto Newton la construcción de un gigantesco mausoleo. Cerca de cien obreros polacos trabajaron en el mismo y en el año 1935 lo inaugura colocando el féretro de su amada en la cripta de ese monumento de granito y mármol que aún hoy se alza al costado de la ruta provincial 5 entre las localidades de Alta Gracia y Córdoba, con una altura de 82 metros con 15 metros de cimentación. A seis metros de profundidad está la tumba donde quedaron los restos de la aviadora y se dice que allí también están sepultadas todas las joyas de Myriam, hasta el famoso diamante Cruz del Sur de 45 kilates. En la lápida se lee el epitafio Viajero, rinde homenaje con tu silencio a la mujer que, en su audacia, quiso llegar hasta las águilas. En la cúspide de la torre hay dos ventanas a las que se accede por una escalera y es el mausoleo más grande que existe en la Argentina.
EL BARON BIZA

UNA HISTORIA DE PASIÓN,

DE VIDA Y DE MUERTE

El domingo 30 de noviembre de 1986, el diario Clarín publicó el siguiente texto, suscripto por Jorge Barón Biza -segundo hijo de Raúl Barón Biza y Clotilde Sabattini- en relación con una ex~ tensa nota aparecida en este matutino, referida a tina prolija investigación sobre la casi novelesca vida de su padre:
La excelente investigación periodística de Enrique Sdrech me obliga a reflexionar sobre la diférencía entre el aspecto exterior de una tragedia y su visión ínteríor
La violencia se presenta en nuestras vidas como una sorpresa ínmerecida, excepcional La crónica recoge momentos sangríentos (le la vida de mia padres -los momentos culminantes de una tragedia' y quedan entre líneas los días con amor pero sin historia, sin las cartas cálidas de los primeros años, y los largos esfuerzo posteriores que ellos hicieron para recomponer los primeros tiempos felices.
Hay un filme de Trufláut que tiene como lema, ni contigo ni sin ti.. se debe haber sido el espíritu que se apoderó (le Raúl Barón Biza y Clotilde Sabattiní en los momentos finales (le si/ matrimonio
La separacion es un hecho impensable citando sólo hay amor es el recurso más fácil cuando sólo hay odio.Pero es un engorroso desgarramiento personal cuando el amor y el odio son uno mismo y confundido elemento pasional en nuestro corazón.
He luchado con mi hístoria famíliar con la manera en que debo acomodar los hechos para seguir viviendo. Procuré durante muchos años no decir una palabra sobre el tenia. Después traté de espantar fantasmas, girando con lupa y escarpelo en torno de vie y viejos episodios. Ahora sé que no ha. izada que acomodar, ni ocultar, ni exhibir Que cada amor conserva sus huellas propías, en las que están impresas más allá de las palabras, los sentimiento,,;,- que éstos sólo son contradíctoriospara las palabras, pero que permanecen firmes, poderosos e inexplicables mucho después de que morimos


LA VERDADERA HISTORIA

Desde muchos kilómetros antes, los automovilistas que recorren la ruta que une Alta Gracia con Córdoba sienten una especic de respetuosa curiosidad ante esa raya vertical de granito y mármol. Preñada de extrañas sugerencias, y simulando ser la gigantesca ala de un avión, señala el sitio en donde la pasión de un hombre hizo construir un fastuoso sepulcro para la mujer que más amó en si¡ vida. Es el monumento que Raúl Barón Biza hizo, levantar, en los campos de una estancia que fue de su propiedad, a la memoria de su esposa, Myriam Stefford, tina hermosa austríaca de veinticinco años que hallé) la muerte en Marayes, provincia de San Juan, el 26 de agosto de 193 1, cuando su pequeño avion, "Chingolo II" se precipitó a tierra en momentos en que llevaba a cabo su raid denominado Catorce Provincias.
Pero Barón Biza no se limitó a testímoniar su amor por la esposa muerta, haciendo construir ese monumento (que tiene ochenta y dos metros de altura y, una escalera caracol en su interior, con doscientos treinta y siete escalones que llegan hasta la "punta del ala"). La Parte considerada---básica"del monumiento no es otra cosa que una enorme cripta abovedada. Hay que descender unos treinta escalones por tinos oscuros pasadizos para poder llegar hasta el sepulcro donde descansan los restos de Myriam Stefford. Allí no hay, luz eléctrica ni linternas. Un anciano que durante ¡nos montaba guardia en el lugar facilitaba la curiosidad del viajero entregándole un precario farol a querosene.
El sitio está cargado de reminiscencias faraónicas.
Una leyenda sobre el granito, estampada por el propio Barón Biza, advierte: "Viajero, rinde homenaje con tu silencio a la muJer que, en su audacia, quiso llegar hasta las águilas". Otra leyenda, sobre la misma losa que cubre los restos de la aviadora, hace recorrer un escalofrío: La maldición caerá sobre quien ose profanar esta tumba".
Aparentemente, esta inscripción no tiene un ápice de simbolismo o de metáfora. Desde un primer momento se aseguró que Barón Biza, junto con los restos de su mujer hizo enterrar todas sus joyas, entre otras el famoso diamante "Cruz del Sur", cuyo costo total sería ' de varios millones de dólares. Pero el polémico estanciero no se detuvo allí; habría hecho también dinamitar todo el sepulcro, de manera tal que poderosos explosivos estallarían no bien se pretendiera violar la gruesa puerta y pisar el interior.
¿Leyenda? ¿mito? _>Exageración? ¿Creencia popular? Nadie lo sabe, pero lo cierto es que en abril (le 197/ 5, un grupo de expertos, con el auxilio de modernos equipos electrónicos, detectaron la presencia de ciertos "panes- bajo el sepulcro. ¿Qué tiene de extraño que un personaje como Barón Biza haya enterrado las joyas de su mujer junto a sus restos, colocando explosivos?...Lo extraño sería si no hubiera hecho algo así", comentaron gentes del lugar.
En el subsuelo del monumento, varios retratos al óleo de lit infortunada Myriain Stefford -a la que Barón Biza conoció en Europa, más precisamente en 1929, durante una temporada del Lido de Venecia muestran su cautivante belleza. El casco de la aviadora, el timón de la nave y el reloj de vuelo descansaban en una pequeña vitrina, hasta que la rapiña de la gente se llevó todo.
A las extrañas sugestiones que despierta el monumento y su sepulcro, se ¡e debe agregar la ausencia de una cruz, lo que aparentemente fue obviado a través de dos aberturas que se observan en el granito: una vertical y, otra horizontal. Se trata (le (los ranuras o dos caladuras de mas de un caentimetro (le alicho, con una longitud de un metro una y tinos treinta centímetros la otra, que, a determinada hora del di,,¡ y según la posición del sol, marcan una cruz perfecta que se refleja sobre la misma lápida.
Ese hecho, ese detalle, tal vez marque algo del perfil de ese hombre, odiado, querido, despreciado, estimado, que se había iniciado en el radicalismo y que, sin embargo, en 1930 fue revolucionario. Barón Biza sufrió cárcel, y hasta exilio. Se batió a due en varias ocasiones y en la década del 40 sus libros "El derecho a matar", "Punto Final" y Alma y carne (te muñeca le valie las mas severas críticas, una admonición de la Iglesia y el título de "amante de la pornografía" o "discípulo de Vargas vila"
En 1935 contrajo matrimonio con Clotilde Sabattini, hecho este que marco la ruptura de un,¡ amistad personal que había mantenido con el padre (te su flamante esposa, el prestigioso médico y dirigente radical Amadeo Sabattiní.
De este matrimonio nacieron tres hijos: Carlos, Jorge y María Cristina. El 29 de octubre de 1950 se produjo un gravísinio íncidente en la casa del doctor Amadeo Sabattini, en Villa María (Córdoba), en el que resultó herido de bala Alberto -herniano de Clotilde- y, el propio Barón Biza (quien luego de permanecer un tiempo en el hospital fue llevado a lit cárcel de Encausados).
Al llegar el doctor Arturo Frondizi a la presidencia de la Nacíón, designó a_ la señora Clotilde Sabattini de Barón Biza para la presidencia del Consejo Nacional de Educación, en mérito a los excelentes antecedentes que poseía, enriquecidos con sus viajes a Europa con fines pedagógicos. Para ese entonces, el matrimonio prácticamente no existía.
Se llegó así a mediados de agosto de 196~, cuando Barón Biza protagonizó un hecho de ribetes, trágicos atentando contra quien había sido su segunda esposa. Citó a la ex esposa a su departamento, y ella acudió a la cita acompañada por sus dos abogados para finiquitar los trámites de su divorcio. Barón Biza, solícito, preguntó a los visitantes si deseaban beber whisky antes de entrar en detalles. La respuesta fije afirmativa Sirvió el primer vaso par,,¡ tino de los abogados; entregó otro, al segundo; y luego se acerco con un vaso lleno a su esposa, arrojándole el contenido sorpresivamente,al rostro. Pero no era whisky: era ácido muriático. La mujer lanzó un grito desgárrente y se llevó las manos desesperadamente a la cara.
Él emprendió una alocada carrera mientras los abogados hacían trasladar a lit desdichada mujer al Instituto del Quemado, desde donde fue derivada a una clínica particular. Fue sometida, con el tiempo, a muchas intervenciones quirúrgicas pero no pudo reparar el daño producido por el ácido.
Por su parte, el 25 de octubre de 1978, Clotilde Sabattini, en el mismo trágico departamento, después de una larga lucha contra la depresión y los recuerdos, se suicido arrojándose por la ventana. Pocos meses antes habla terminado su último trabajo importante un informe par,,¡ la UNESCO sobre las condiciones laborales de la mujer en la Argentina.La historia no estaría completa si no dijéramos cine Barón Biza retornó poco después del atentadoa su departamento, para desgarrarse un tiro en la sien.
Las crónicas de la época señalaban que su cadáver fue conducido a la morgue judicial, de donde no fue reclamado, "motivo por el cual se le dio sepultura en el cementerio de la Chacarita Sin embargo, no fue así.
El mismo anciano que guía a los visitantes del mausoleo -cuyo abandono llama la atención- se encargó de suministrar la última sorpresa respecto de este personaje que acaparó tantas leyendas.
En los que fueran jardines del monumento, se levantó un monolito que lleva empotrado el motor del "Chingolo II Un poco más allá, en terreno abierto, llama la atención la presencia de un viejo olivo rodeado por un grosero alambrado.

-¿Por qué protegen a ese olivo? -es la pregunta obligada.

-El alambre no está por el olivo -responde el anciano-; protege el lugar donde está enterrado Barón Biza.
Distintas consultas en Alta Gracia y en la ciudad de Córdoba confirman que Barón Biza jamás estuvo enterrado en la Chacarita y, que, silenciosamente, sus restos fueron sepuItados debajo (le ese olivo, a metros de los de Myriam Stefford. Con su primera esposa comparte la tierra; con la segunda, ese sino trágico.



origen de datos:crimenes famoso por Enrique Sdrech
MONUMENTO A MYRIAM STEFFORD

Sobre ruta provincial Nº 5, entre Córdoba y Alta Gracia, en el paraje llamado Los Cerrillos, se encuentra el mausoleo de la primera aviadora que trató de realizar un viaje uniendo las que en ese entonces eran 14 provincias Argentinas.

Este monumento fue mandado construir por su esposo Raúl Barón Biza en homenaje a su esposa Myriam Stefford.
Es un monumento funerario de altura, 82 m (más alto que el obelisco) con 15 m. de cimentación. Construido en cemento con forma de ala de avión, donde a seis metros de profundidad está la cripta en que descansan los restos de la aviadora. Cuenta también con una escalera en su interior de más de un centenar de peldaños y que termina en la parte más elevada del mismo, donde el visitante posee acceso a dos ventanas para observar el paisaje circundante,

Rosa Margarita Rossi Hoffman, nació en Suiza en 1905, se inició como actriz en el teatro de Viena para después filmar varias películas para el sello alemán UFA. Para entonces, ya utilizaba su nombre artístico de Myriam Stefford. Conoció a los 20 años en Viena a Raúl Barón Biza, nacido en Villa María en 1889, se casaron en 1930 para radicarse en nuestro país al año siguiente. Por pedido de su esposo ella dejó la actuación pero tomó cursos de piloto de aviación en la provincia de Bs. As.
Inició su raid por las 14 capitales argentinas saliendo de Bs. As. en el avión Chingolo I y tras dos aterrizajes de emergencia en Santiago del Estero y Jujuy, siguió viaje a San Juan con otro avión (Chingolo II) cuando sufre otro accidente en Marayes, donde muere junto con su copiloto Luis Fuchs el 26 de agosto de 1931.
Para evocar su memoria, Barón Biza le encarga al ingeniero Fausto Newton la construcción de un mausoleo. Trabajó un centenar de obreros polacos y fue inaugurado en 1935.
En el interior del mausoleo se encuentra en el subsuelo una exhibición de objetos, fotografías, cuadros, que hablan de su vida y actividades, y detrás de rejas, la tumba de la aviadora. Según una leyenda muy difundida, sus joyas fueron enterradas bajo cemento y se colocaron explosivos para evitar su robo. No hay información que pueda certificar esto.
Detrás del monumento se encontraba el motor del avión y un bronce con un pequeño poema escrito por la aviadora.
El avión se llamaba Chingolo II. Debajo de un olivo cercado torpemente con un alambrado y por su propia voluntad sin ninguna identificación, está enterrado Barón Biza, ya que consideraba que solamente ella era importante y merecedora de recuerdo.
Las tierras circundantes eran propiedad de él y esa es la razón de erigir en dicho lugar el monumento.

Hasta hace poco tiempo había olivares a su alrededor, pero casi todos han sido quitados por lo que sólo pueden verse unos escasos ejemplares.
En la actualidad se encuentra en estado de gran abandono, la puerta de ingreso está cerrada con candado por lo que no se puede acceder a su interior.
Las placas alusivas y el motor del avión en que perdió la vida fueron retirados para mayor seguridad.
Actualmente el predio pertenece a Caminos de las Sierras propietaria de la parcela de 640 ha. de la estancia Los Cerrillos que la firma Raico SA. adquirió a fines del 2001. Tras esa operación, se modificó la traza de la ruta 5, que ahora corre a espaldas del ingreso principal del monumento. Existe un proyecto de Caminos de las Sierras para la puesta en valor del monumento, incluso para incluirlo dentro de un circuito con los monumentos jesuíticos de Alta Gracia.
Se observa que la puerta fue abierta y la tumba violada, presuntamente en busca de las joyas que de acuerdo a antiguas versiones habrían sido depositadas debajo del sarcófago. Hasta hace más de 10 años quizás 15, había actividad comercial a su alrededor, hasta que el mausoleo fue cerrado con candado. Tampoco se encuentra la placa de mármol negro con la leyenda: "Maldito sea el violador de esta Tumba" que antecede a la enorme tapa del mismo color que cubría el cajón.

Extractado de apuntes varios y diario La Voz del Interior 31/08/03.
Volver arriba
Sol
Miembro Senior
Miembro Senior


Registrado: 26 Dic 2001
Mensajes: 4166
Ubicación: Argentina

MensajePublicado: Mar Mar 04, 2008 12:54    Asunto: Responder citando

Uf no había visto este foro. Me compré el libro de Candelaria de la Sota hace unas días en Cúspide.
Volver arriba
Mostrar mensajes de anteriores:   
Publicar nuevo tema   Responder al tema    Foros de discusión -> Autores Todas las horas son GMT - 3 Horas
Página 1 de 1